lunes, 9 de octubre de 2006

PONIENDO IMPERDIBLES

En otoño del año pasado hice una funda para un nórdico para la cama de mi hijo pero como el mozo se ha independizado ya no se utiliza y me daba pena tenerlo en un estante así que decidí deshacerlo y reconvertirlo en un quilt más cuadrado. Como no estaba acolchado no me dio mucho trabajo y pude aprovechar muchas de las tiras ya hechas, solo tuve que añadirles algunos bloques de las tiras que sobraban para hacerlas más largas. Acabé el top en julio pero con el calor que ha hecho no he podido acolcharlo. No es que ahora haga mucho fresco pero tengo ganas de acabarlo así que este domingo me he pasado toda la tarde poniendo imperdibles.

Os voy a mostrar cómo preparo el sandwich. Los que no hacéis patchwork, que por ahora sois la totalidad de mis lectores, al menos los que dejáis comentarios, veréis los entresijos.

Primero marco los centros de la mesa con palillos que sujeto con cinta de pintor. Esto os puede parecer una tontería pero es muy útil para localizar el centro a través de las capas.

No recomiendo usar la mesa del comedor u otra mesa buena porque la rayaríamos con los imperdibles. Yo uso la del comedor porque se abre como un libro y si quedan rayas no se ven cuando se vuelve a plegar, además tengo que cambiarla.

Previamente he marcado los centros del forro. Lo pongo sobre la mesa, doblado por la mitad y revés con revés de manera que el derecho quede abajo.


Alineo los centros con los de la mesa. Aquí ya empezamos a ver la utilidad de los palillos porque es fácil encontrarlos al tacto.

Fijo el forro con sujetadores de manteles. Como necesito al menos una docena los compro en un todo a 100. Tengo un surtido de modelos como podéis ver.

Tiene que quedar bien liso, sin una sola arruga pero tampoco muy tibante.

Pongo a continuación la guata, también bien centrada (suerte de los palillos!!!). También tiene que quedar bien lisa. Normalmente la plancho antes, pasándole la plancha con vapor sin llegar a tocarla.

Finalmente pongo el top, también centrado. Tiene que estar bien planchado y previamente le he quitado los hilos que quedan sueltos por el revés. Si las telas son oscuras no se notan pero si son claras queda horrible ver la sombra del hilo y cuando esté acolchado no habrá manera de quitarlos.

7 comentarios:

Rida dijo...

Y yo haciéndome cruces de cómo iba a conseguir poner las tres capas perfectamente alineadas y colocar imperdibles. Tu técnica es ganial. Muchísimas gracias por enseñarla.
Besos.
Mabel.

anapatchwork dijo...

Ni te pienses que no tienes lectores quilters. Yo aún no había tenido nada que decirte, era cuestión de tiempo!
Bienvenida a la blogosfera.

Ana, quien hace todo lo posible por llevarse bien con las máquinas de coser

Aurora dijo...

Hola Laura...sencillamente genial tu idea de los palillos, hay que ver como las soluciones mas simples resultan utilísimas.
Gracias por encendernos la bombilla
Besos
Aurora-Thibuchina

laurapatch dijo...

La idea la saqué de Internet. No sabes la de truquillos que se aprenden navegando por ahí. Iré haciendo aportaciones.
Besos

Natalia dijo...

Muchas gracias por tus consejos, están muy bien explicados, y ahor que me voy a poner a aprender a acolchar pues me viene mejor..un beso
Natalia

Lili dijo...

Laura.Me encanta tu blog.Estoy comenzando con el PAtch y el Quilt, pero el "bicho" de los trapitos me ha picado super fuerte.Así que te leo a menudo.y me parece muy didáctico.Te mando un cariño grande desde Buenos Aires.Lily

Lourdes dijo...

Muchas gracias por tus consejos, tengo una colcha para hacer el acolchado, es de 3 metros x 2.70 metros, me resultaba muy complicado hacer el acolchado, mover tanta tela me resultaba tedioso, voy a hacerlo como nos indicas, ya te contaré.
Es la primera vez que entro en tu blog, me ha encantado.
Un saludo.